CAMPAÑA DE VACUNACIÓN CONTRA LA VIOLENCIA EN ESCUELAS DE ATIZAPÁN

Atizapán

Motivada por el grito continuo de niños que en coro pronunciaban su hombre, la presidenta municipal de Atizapán, Ana Balderas Trejo, mencionó que orientan a menores y jóvenes para garantizar la seguridad de la sociedad.

Al poner en marcha la Campaña de Vacunación contra la Violencia, explicó que es una estrategia que ayuda a prevenir la expansión o la multiplicación de las agresiones en cualquiera de sus formas.

Ana Balderas entre los niños de la estancia infantil Eva Sámano
Ana Balderas entre los niños de la estancia infantil Eva Sámano

Luego de que padres de familia presentaron la obra de teatro Cuento en el Espejo destacó que los niños están atentos a esta problemática y que pueden identificar de inmediato cuando hay violencia. “Ven al corderito como papa, o quien genera la violencia, y se van a dar cuenta que la violencia no es normal”.

En esta estrategia contra la violencia, que incluye escuelas públicas y privadas, dijo que se aplica una vacuna a través de talleres y pláticas para que los niños sean capaces de identificar conductas violentas. Si en su casa hay violencia, van a llegar a la escuela y le van a decir a la maestra. Hay que enseñar que no es normal la violencia.

DSC_0513

Felipa Anaya Cortés, directora del Instituto de las Mujeres de Atizapán, afirmó que es necesario preparar a los niños en la convivencia diaria, para que sean seres pacíficos en el futuro y llevar a cabo la prevención para que se abstengan de la violencia en todas sus formas.

Víctor Manuel Magaña García, comisario de Seguridad Ciudadana, mencionó que a pesar de los avances tecnológicos hay desinformación, principalmente de las mujeres, de todo lo que es violencia, que es necesario conocer para detenerla a tiempo. Mencionó que es necesario la cero tolerancia a los rasgos violentos, por eso las actividades de prevención del delito, que la corporación intensificará en todas las escuelas, aunque indicó que una de las principales condiciones para erradicarlo, es la denuncia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *