¡Cuidado! Halitosis síntoma de enfermedades

Por Guadalupe Camacho/periodiconuestrazona@gmail.com

El mal aliento no solo es por falta de higiene, la diabetes también la genera

Al despertar y después de comer cebolla el aliento se descompone y genera mal aliento también llamado halitosis. “Cuando recién despertamos, la boca está inactiva (sin la circulación de saliva que se tiene al hablar, comer alimento o masticar un chicle) y es cuando las bacterias colonizan la cavidad oral y son sus deshechos los que causan el mal aliento”, afirma Claudia Maya González, del Grupo Médico Odontológico de Especialidades Miguel Ángel de Quevedo.

 

Las enfermedades más comunes

Además de los alimentos y la falta de higiene, existen algunos padecimientos que generan mal aliento, entre los más comunes se encuentran:

Problemas estomacales

Desde el estómago hacia la boca se genera el mal olor debido a una mala digestión, así como la constipación o los trastornos intestinales genera que el olor de cualquier alimento que hayas consumido salga por la boca. Otro problema digestivo común proviene de un desequilibrio de bacterias buenas y malas en el intestino, los desechos de las bacterias negativas generan mal olor que se desechan gracias alas flatulencias y el mal olor de la boca.

Además, algunos alimentos no se descomponen correctamente, ello conlleva reflujo así como crecimiento excesivo de la fermentación de las comidas y, en consecuencia, también conocido como mal aliento. Para corregir este desequilibrio, utiliza los probióticos medicados por el experto.

Sinusitis y gripas

Cuando las bacterias o ciertos virus generan problemas respiratorios leves, el alimento también se afecta por el exceso de mucosidad a menudo chorreará desde el fondo de la garganta, lo que, conlleva la multiplicación de microorganismos y dan como resultado el mal aliento.

En el caso de las infecciones sinusales, la mucosidad deja de circular y se acumula en lo senos paranasales, ello permite que las bacterias pasen a la boca con su mal olor.

Diabetes

La diabetes mellitus hace que los niveles de glucemia fluctúen, también puede hacer que la boca sea vulnerable a las enfermedades periodontales que causan el mal aliento. El exceso de glucosa en los dientes y las encías aumenta la cantidad de bacterias, lo que origina la enfermedad de las encías, gingivitis e infecciones. En este momento es cuando la situación se vuelve más grave que solo tener mal aliento; la inflamación causada por estas enfermedades afectan el metabolismo y, en consecuencia, empeora la diabetes.

Tratamiento

De acuerdo al origen de la halitosis será el tratamiento. “Es importante que la persona que detecte un mal aliento acuda primero a una limpieza profesional de sus dientes, pero si el mal olor continuos será necesario que controle la enfermedad que origina el problema que va más allá de la cavidad oral”, puntualiza la experta de la Facultad de Odontología de la UNAM.

Boca seca por medicamentos

Algunos pacientes que toman fármacos para la presión arterial, las alergias y la depresión conllevan un problema de boca seca, la cual es común que se llene de bacterias que generan mal aliento.

 

Sé el primero en comentar

Deja tu comenario

Tu dirección de correo no será publicada.


*