Unos 40 millones de mexicanos padecen trastornos del sueño

La tercera parte de la población mexicana padece de algún trastorno de sueño, es decir cerca de 40 millones tienen problemas para dormir, advirtió el doctor Reyes Haro Valencia, especialista del Instituto Mexicano de Medicina Integral de Sueño.

Indicó que sólo 1 por ciento de las personas que tienen problemas con el sueño son tratadas de manera adecuada, el 10 % son diagnosticados, el 90% restante desconoce que tiene algún trastorno.

“Si una persona duerme menos de 7 a 8 horas por noche, o si tiene algún trastorno del sueño por tiempo prolongado, el organismo resentirá los efectos, ya que el dormir adecuadamente permite la producción de hormonas, restauración de aparatos y sistemas, ayuda a fortalecer el sistema inmunológico y nos ayuda a estar sanos”, dijo Haro Valencia.

Hizo énfasis  que la falta de un descanso correcto afectará tarde o temprano al organismo, originando problemas de salud como la hipertensión, problemas del corazón y enfermedades mentales.

El especialista dijo que algunos grupos de personas son más proclives a presentar algún trastorno, sobre todo quienes tienen sobre peso y obesidad padecen más ronquido y apnea de sueño.

De acuerdo con el doctor Haro Valencia, los estudios en clínicas de sueño con más de 100 mil  pacientes atendidos en los últimos 10 años que acuden a recibir atención en Clínicas de Sueño, revelan que la distribución de los trastornos de sueño es la siguiente:

  • 25% de la población infantil padece algún trastorno de sueño
  • 40%  de los adultos padece SAOS (Síndrome de Apnea Obstructiva del Sueño)
  • 35% padece Insomnio
  • 12% padece Trastornos del ritmo circadiano
  • 9 % padece Parasomnias (trastorno de la conducta durante el sueño asociado con episodios breves o parciales de despertar
  • 3% el resto de los trastornos de sueño.

El especialista aseveró que los trastornos de sueño son más frecuentes de lo que se cree en la población mexicana, mismos que son poco atendidos, por lo que es necesario continuar con programas y campañas de difusión en torno de la importancia de reconocer su existencia y procurar mayor cobertura en materia de diagnóstico y tratamiento oportuno de las alteraciones de sueño conocidas.