Ofrenda de Día de Muertos: sus elementos y significado

Actual

Este martes cientos de hogares mexicanos se colocará la ofrenda para los difuntos, las almas de nuestros muertos vendrán a disfrutar de aquello que tanto disfrutaron en vida, en este Día de Muertos.

El altar de muertos es una tradición de tiempos prehispánicos. Con la llegada de los españoles los indígenas fueron evangelizados con lo que la se nutrió de otros elementos que perduran a la fecha.

La ofrenda se coloca desde el 31 de octubre y se retira el 2 de noviembre, fechas en que la iglesia católica celebra la memoria de los Fieles Difuntos.

Según la tradición, el 31 de octubre en la noche llegan los niños y el 1 de noviembre los adultos. Así el 2 de noviembre, Día de Muertos, las ánimas ya se encuentran con sus familias para celebrar y disfrutar del altar.

La ofrenda puede ser de dos niveles o hasta de siete. La primera es el cielo y la tierra; la última simboliza los pasos del difunto para llegar al cielo y descansar en paz.

Elementos de la ofrenda para Día de Muertos

En Nuestra Zona te decimos qué lleva y el significado de cada uno de los elementos que la integran

Cruz: debe ser de sal o de ceniza.

Copal: purifica las malas energías de quienes viven allí.

Te puede interesar… 10 opciones de Catrinas para imitar esta Noche de Brujas

Arco: casi siempre se arma con flores de cempasúchil y simboliza la entrada al mundo de los muertos.

Papel picado: representa el aire y la felicidad que da el saber que vendrán a casa nuestros muertos.

Agua: es de los elementos más importantes; refleja la pureza del alma y el ciclo de la vida. En el viaje de los muertos hacia mundo de los vivos, les quita la se.

Calaveritas de azúcar: representan los cráneos de los humanos.

Veladoras o velas: su flama es la luz que guía a los difuntos al mundo de los vivos.

Fotografías: se colocan las imágenes del difunto que visitará la ofrenda.

Comida y bebidas: se pone su comida favorita en su honor.

Flores: las de cempasúchil son las que utilizan porque representan al sol que guía el alma del difunto.

Mantel blanco y sal: este color y la sal significan pureza y alegría.

Tagged